Los asturianos Gatos do Fornu se presentan al Proyecto Runas en el año 2004 y salen ganadores del certamen, los que les otorga el derecho a actuar en el escenario principal en 2005. Son un colectivo surgido de la conluencia de grupos culturales y procedentes del conservatorio ovetense. Su objetivo, recoger y divulgar la música tradicional asturiana con instrumentos propios de su tierra. Una suerte de "bandina", de las que animan fiestas y romerías, que ha ido evolucionando y ampliando su repertorio con piezas de composición propia.